610A193A-659B-4A96-8576-63F189A02752.jpe

Entrevista:

20 de Agosto del 2022

Gastroenteróloga de Guadalupe y Calvo gana premio en Monterrey.

Sahily Pamela Mendívil Sáenz documenta sarcoma poco común.

Asegura que regresara a su comunidad para aportar en la salud y lo social.

WhatsApp Image 2022-08-19 at 11.07.43 AM.jpeg

Doctora originaria de Guadalupe y Calvo gana un premio en Monterrey por su aportación a la investigación médica al tratar un sarcoma hepático poco común. Sahily Pamela Mendívil Sáenz estará en la convención nacional de gastroenterología a realizarse en Mérida el próximo mes de noviembre.

A veces creemos que los super héroes residen en otra galaxia o que están en otra dimensión, pero no, son concepciones alejadas de la realidad. Están enseguida de nosotros, son nuestros vecinos, amigos o desconocidos, todos los de su clase tienen en común que persiguen un ideal de superación, cada uno tiene historias que contar.

Sahily Pamela Mendívil Sáenz es uno de esos ejemplos, desde pequeña, en su natal Guadalupe y Calvo, según testimonio de su madre, Susana Sáenz Martínez, ella dijo que cuando fuera grande seria doctora. Origen es destino, desde entonces la vocación la siguió como su sombra. Las pruebas que determinan las inclinaciones vocacionales marcaban la senda de las ciencias de la salud.

Con el oído puesto en el corazón, Pamela siguió sus emociones hasta abrazar su vocación, en Guadalupe y Calvo estudio la educación básica, termino la preparatoria en el CECYT y después salió a encontrarse con su destino. Tocó la puerta de la carrera de medicina en la universidad Cuauhtémoc de Aguascalientes y de ahí en adelante la bata blanca fue su distintivo.

La doctora Mendívil Sáenz actualmente está en Monterrey como médico residente, realiza la especialidad de gastroenterología. Hace unos meses atendió a un paciente, los estudios demostraron que tenía un sarcoma hepático, se trata de un cáncer poco común y por escasamente referenciado en la bibliografía médica. Apenas el .2 por ciento de los casos de cáncer pertenecen a este tipo.

Estudios posteriores que se le hicieron al paciente hicieron otra revelación; en el intestino se alojaba un linfoma. ¡Dos tipos de cáncer en un mismo individuo! son casos raros y escasos. La combinación por desgracia es mortal, el tiempo confirmó el mal pronóstico; el promedio de vida tras el diagnóstico del sarcoma hepático es entre 2 y 23 meses de vida. Desafortunadamente se cumplieron los malos augurios, el pasado mes de febrero falleció esta persona.

El tratamiento y el seguimiento del paciente fue documentado y ello se convirtió en un caso clínico que la doctora Sahily conservó para hacer la aportación científica entre sus colegas que están en la permanente búsqueda de la cura a este padecimiento o para al menos brindar calidad de vida.

La detección, el tratamiento y la cronología del caso, es valioso, hay poca literatura del tema, por tanto, la aportación es de gran ayuda en el tratamiento de pacientes que empiezan con este desafío de vida.  

El caso fue presentado en el congreso de gastroenterólogos de Nuevo León de hace unas semanas, la reunión concentró a los especialistas de la región noroeste del país.

En este congreso se presentan evidencias que permiten avanzar en las investigaciones. Cada exposición es valorada, el de la doctora oriunda de Guadalupe y Calvo fue la mejor, tanto que gano el reconocimiento del primer lugar.

WhatsApp Image 2022-08-19 at 11.07.43 AM (1).jpeg

Al recibir esta distinción la doctora Sahily Pamela tiene también un lugar asegurado en la convención nacional de la asociación mexicana de gastroenterología que se realizara en Mérida en el mes de noviembre, pero, además, no le costara, los patrocinadores le regalaron el viaje y la estancia como un reconocimiento a su esfuerzo por aportar en la ciencia médica.

Se trata del logro de una residente medica de tercer grado de gastroenterología, está en el último tramo de su estancia en la unidad medica de alta especialidad número 25 del IMSS, un hospital de tercer nivel ubicado en Monterrey.          

Llegar hasta aquí no ha sido fácil, reconoce la doctora, ha sido una permanente cuesta arriba, los retos son los que mantienen viva la intención de superación. Recuerda que al llegar a la universidad encontró la primer gran diferencia del acceso a la educación de calidad, varios de sus compañeros provenían de escuelas privadas con alto nivel académico, algunos dominaban ¡hasta cinco idiomas!

Sin embargo, la constante es mantenerse firme en el objetivo, el trabajo permanente hizo que lograra concluir la carrera de medicina y no solo eso, al final, aquellas abismales diferencias académicas, ¡se habían extinguido! ella estaba en los primeros promedios de la generación.

Con el titulo en mano se regresó a Guadalupe y Calvo, pero no solo a casa, ¡al hospital! la consigna fue hacer algo por la gente de la comunidad, no solamente en la salud del cuerpo, también en la mente, en las aspiraciones, demostrar con su regreso que si es posible ir más allá del patrón repetitivo que se reproduce en cada generación.

Al estar en servicio en el hospital, entró a la convocatoria nacional para cursar alguna especialidad, gastroenterología fue su inclinación y quedó seleccionada. La asignación le llegó para Monterrey, donde reside actualmente, pero, augura que no por mucho tiempo, tiene fijo regresar a Guadalupe y Calvo.

De cuando en cuando, el estudio da treguas y le permite regresar al terruño para estar en la casa de sus padres, recargar pila. En esa casa todos son profesionistas, un odontólogo, un contador y una abogada complementan los perfiles familiares.

Sus padres les mantuvieron el apoyo para conseguir su objetivo, tanto Cristino Mendívil como Susana Sáenz, saben que es el trabajo el que marca la diferencia en los hechos, en las nuevas generaciones de esa familia se reproduce esa semilla.

Sahily Pamela recuerda a su generación del pueblo, son pocos los que decidieron seguir preparándose, a la mayoría los absorbió el entorno, la dinámica que se cicla; mujeres jóvenes que se casan, hombres que tienen que trabajar para mantener a su familia, algunos caen en negocios ilegales y muchos simplemente ya no están aquí -han muerto-.

Ese patrón social debe romperse. La entrevistada dice que para demostrar que, si es posible cambiarlo, tienen que conocerse ejemplos vivientes y cercanos, por ello, asegura que una vez que termine la especialidad, la intención es regresar y aportar no solamente a la salud, también en lo social, el ejemplo arrastra.

Es necesario demostrar que, si es posible, las nuevas generaciones deben creerlo, pero también tienen que saber que nada es fácil, en los logros hay esfuerzo invertido, desvelos, sacrificios, pero al final ¡vale la pena!

Al documentarse ejemplos de vida como el de la doctora Mendívil, se desmitifica a los super héroes, se comprueba que no son de otra galaxia, que no residen en una dimensión distinta a la nuestra, por el contrario, están mas cerca de lo que nos imaginamos, los podemos ver, hablar con ellos, porque están ¡en nuestra propia acera! Se les identifica fácilmente porque en el día a día salen a la calle a invertir sin escatimar el afán cotidiano, nunca extravían de su mente lo que quieren, así son los héroes de la fantástica vida diaria; de carne y hueso.           

WhatsApp Image 2022-08-19 at 11.07.44 AM.jpeg
610A193A-659B-4A96-8576-63F189A02752.jpe
610A193A-659B-4A96-8576-63F189A02752.jpe