top of page
610A193A-659B-4A96-8576-63F189A02752.jpe

Lo que no se dice...

14 de diciembre de 2022
Lo que no se dice...
Botica Guadalupe.gif

PARICION. - No se puede decir de otra manera, ¡éramos muchos y pario la abuela! Con la sentencia que hiciera ayer el tribunal estatal electoral en contra del presidente municipal Cesar Peña, además de la oficialización del descredito público, se abre la puerta para que se den más señalamientos ante los abusos de un poder que por cierto ¡ni siquiera tiene! Pero que si debe enfrentar los cargos como si en realidad fuera el alcalde.

DESATINO. - Esto ocurre, como si al presidente municipal no le bastara con los desatinos que de forma natural se le dan en su actuar público, ahora un tribunal lo mete en un brete, al considerarlo un agresor que promueve la violencia política de género.

FRENTES. – Peña Valles tiene muchos frentes de guerra abiertos, algunos de ellos son una respuesta directa a su torpeza e inocultable carencia de pericia para el manejo de asuntos inherentes al ejercicio del poder. Otros más los tiene que asumir como propios, porque, ¡para eso lo contrataron los de la cofradía! para ellos hacer sus fechorías y que él sea el depositario de las culpas en lo legal y la opinión pública, para enfrentar auditorias por las irregularidades ajenas, defender engendros ajenos como si fueran propios el ejemplo mas embletaico fue el caso de la retención ilegal de placas, Pero en su mayoría son temas relacionados con la obra pública y la exclusividad de las asignaciones de contratos.

REVES. - La sentencia de ¡culpable! para el presidente municipal no es una mancha más al deslavado tigre naranja que cree llevar dentro. Es también un descredito para una comunidad que tiene como primera autoridad a quien abusa del poder para amedrentar y desalentar las expresiones que no coinciden con su forma de pensar.

TRIBUNAL. -La sentencia del tribunal estatal electoral no se puede decir que fue extensa. Fueron muchos los cargos que se le hicieron al presidente Peña tanto por la regidora priista Dalila Villalobos como la panista María del Refugio Ochoa Prieto que fueron desestimados porque algunos de los señalamientos cayeron en el fragor de las discusiones en el seno del cabildo, según se calificó por los juzgadores.

TIRANIA. - Sin embargo, el que le salió positivo para condena, fue cuando se extralimitó usando todos los medios a su alcance pretendió con ello reducir y amedrentar a quienes no piensan como él. Lejos de generar un debate en el que afloren los argumentos y las propuestas el alcalde se fue por la tangente, en el aplastamiento basado en la fuerza que le fue conferida por el pueblo para beneficio de este, pero no lo entendió así y pretendió servirse de su posición para utilizarla como instrumento de venganza.

RETIRO. - Dos factores mostraron la evidencia de que ¿en la capital de lo bueno? Hay condiciones intolerantes e inadmisibles. Al amagar con quitarle la oficina asignada a la regidora Villalobos y la tolerancia al descredito via redes sociales, fue un factor de venganza, acción violenta que lo llevó de la silla de los acusados a la celda de los condenados donde el presidente estará enlistado por tres meses en ese selecto y desacreditado grupo nacional y estatal al que solo pueden acceder los abusones y personajes proclives a la violencia política de género. Sera obligado a ofrecer una disculpa publica por los excesos cometidos.

VISTA. - Una sanción más deberá ser impuesta por el congreso del estado, los legisladores entraran en el estudio del caso, es casi seguro que sea mínima, pero, lo más importante es que al menos se sentara un precedente y podrá actuarse en caso de reincidencia, es decir el presidente tendrá que proponerse que la lengua sea controlada por el cerebro, no vaya a ser que la próxima sanción lo induzca a una renuncia y se tengan que llamar al suplente. Por cierto, Jorge Rabling cada vez se ve mas frecuente en los eventos de la alcaldía, lo último fue en el encendido del árbol, ¡piensa mal y lo sustituirás!

DENUNCIA. – Con esa sentencia no termina los problemas, la regidora Alejandra Perez hizo lo propio, también señaló acciones en las cuales considera se ejerció violencia sobre su persona en el animo de la incapacidad del presidente por argumentar para sustentar su dicho.

MOLESTIA. - No es la primera ocasión que Cesar Peña pierde los estribos y se mete en problemas innecesarios, lo hace a diario. Ayer nuevamente le gano la víscera y le mando un recado a la gobernadora diciéndole que atienda a las escuelas estatales y no se lo deje al municipio. ¿Peñita no entendió la lección! Luego no sabe porque le dan las exhibidas mediáticas como la que le obsequiaron en la supervisión de la obra del recarpeteo.

PREPARACION. – Se le ha olvidado que su función es ser un figurín del verdadero poder, se esta extralimitando en su tarea, ni siquiera puede argumentar en su favor que lo hace para salvar su administración, ¡porque no le pertenece! Él es el empleado de mayor rango y ¡hasta ahí! todo lo que hace y dice es parte de un libreto el cual aceptó interpretar y como tal recibe su remuneración, pero de eso ¡a que se ponga creativo!

PROTECCION. - Dentro de la sentencia hay un dato que poco se ha difundido, también se sancionó junto con el presidente municipal a una segunda persona, se trata de Blanca Olivia Aguirre Duarte, en calidad de ciudadana quien a través de su voluntad o bien de otra persona de por medio denostó a la regidora en redes sociales.

DATO. - Esto no tendría mucha trascendencia, dado que en las redes sociales esto ocurre prácticamente todos los días, sin embargo, la también sentenciada tiene un parentesco político con uno de los excolaboradores del presidente municipal Cesar Peña el cual causo baja por orden del dueño de la tiendita. Ahora se entiende que esta fue la razon, pretendian cortar de tajo la vinculacion asumida por el patrón con su empleado en castigo por no tomar las precauciones debidas.

SEÑALAMIENTOS. - Este no sería el primero ni el ultimo hecho en los que personajes y personeros de la presidencia municipal se ven inmiscuidos en ataques cobardes utilizando las redes sociales. En el último de los hechos ocurrido hace una semana  se logró contener la acción que hubiera terminado en otra denuncia, donde estaria involucrado el presidente municipal y el maximo poder del gabinete y la admimistracion, sin embargo, el complejo del “pégame, pero no me dejes” pudó más  que el sentido común.

PUNTA. – En conclusion, la administración municipal del descredito no puede enderezar un barco que se hunde, porque para eso fue adquirido, para naufragarlo con todo y el capitán adentro, aunque este ultimo solo sea de a mentiritas.

yiyos y alvidrez
610A193A-659B-4A96-8576-63F189A02752.jpeg
610A193A-659B-4A96-8576-63F189A02752.jpeg
bottom of page